La campaña de los debates

El pasado viernes comenzó oficialmente la campaña electoral que nos llevara al día 20 de Diciembre con una jornada electoral, tocada de musgo, guirnaldas, árboles de navidad y nacimientos.
Unas elecciones, donde por fin se han dado cuenta los partidos políticos que las antiguas fórmulas para la captación del voto indeciso, ya no sirven y que los mítines son muy costos y no se gana ni un solo voto, ya que los que asisten, en un 95 %, son militantes o familiares de ellos. En los mega mítines, se puede ganar algún voto, pero en los realizados en las pequeñas poblaciones, son un verdadero fracaso, ya que van solamente los militantes de la localidad y sus allegados, con el fin de llenarlo y para que no digan que no congregaron a nadie los del partido de enfrente.
En el siglo XXI, las campañas electorales y ésta estoy seguro que es así, se desarrollan ya en los medios de comunicación, y más concretamente en los programados debates a cuatro. Hoy lunes siete, veremos el que Atresmedia llama “El debate decisivo” y pienso realmente que puede ser así. El CIS, nos dijo la semana pasada que hay todavía un porcentaje superior al 60 % de indecisos y debates como el de hoy lunes pueden ser muy clarificadores, no hay que ir a ningún local para escuchar a los liderares nacionales, simplemente uno desde el sillón de su casa podrá ver el enfrentamiento dialéctico de los cuatro representantes principales, que serán los que decidan el futuro de este país a partir del día 20 de diciembre.
Rajoy, se equivocó de plano en su no asistencia al organizado la semana pasada por el diario “El País” y se equivoca en el de hoy lunes emitido tanto por Antena 3 como la Sexta. Hoy muchos españoles esperamos ver a los principales protagonistas de la campaña hablando de económica, educación, sanidad y problemas internos como el de Cataluña. Ahí en las distancias cortas es donde uno puede valorar las propuestas y ver quien nos convence más.
Rajoy, debería de haber asistido, porque estos debates son los decisivos y no un cara a cara con Pedro Sánchez, porque ese formato de los dos líderes principales está ya totalmente obsoleto y más cuando todo nos apunta que el bipartidismo está muerto o en vías de desaparición. Nadie puede negar la realidad que hay dos partidos emergentes que están llamando a la puerta y que entrarán con mucha fuerza dentro de dos semanas, negar esto es negar una evidencia palpable y deberían verlo los asesores de Moncloa.
La asistencia de Rajoy al programa de Bertín Osborne o someterse casi a regañadientes a las preguntas de los ciudadanos de la Sexta Noche, no es lo que esperamos los españoles del hasta ahora presidente del gobierno. La actitud de esconderse y no debatir frente al resto de las formaciones, creo sinceramente que la pasará factura, y si no veremos. El debate de esta noche no se quién será el ganador, pero lo que sí está claro, es que antes de empezar ya tiene un claro derrotado y no es otro que Mariano Rajoy.
Moragas, el jefe de campaña de Rajoy, dicen que es el único responsable de esto y que nadie le puede toser, ya que sus más cercanos colaboradores hablan de que está de un subido, que nadie se atreve a llevarle la contraria, y si no fíjense en la imágenes del ayer en el Congreso de los Diputados, justamente en el acto institucional, en primera fija junto a Rivera y Pablo Iglesias se encontraba un Moraga, como si fuese un líder nacional, y que yo sepa, es un diputado y jefe de campaña, nada del otro mundo. ¡Ver para creer!
Entre Soraya que le está segando el suelo y Moragas que se creé Dios, apañado va Rajoy

Categoria La Opinión

captcha

Por favor introduce el CAPTCHA

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>