Acabo de aterrizar en Albacete después de pasar unos días tocando con los dedos las nubes de tormenta en mi refugio espiritual de Góntar, la aldea paradisíaca de Yeste a la que mis amigos llaman “La Tierra Media” y yo la considero  “El descanso del guerrero”. Atrás quedó la semana del incendio, con sus actuaciones más políticas que técnicas y la fanfarronada del social/comunista/cristiano García-Page haciendo mención a sus atributos masculinos. Atrás quedó también un recorrido  por la vapuleada Polonia, con un personal e íntimo homenaje a los que pasaron por los campos de exterminio nazi. Ya, como premio a tanto ajetreo, una decena de días en mi refugio espiritual, donde uno no recibe más noticia que la que sale en los telediario, y no en todos, pero suficientes para turbar la paz serrana con el cruel atentado de Barcelona y la reiterativa exposición de los detalles más macabros del mismo

Albacete ya huele a feria pero yo me estreno como Presidente del Orfeón de La Mancha con un funeral de la que es protagonista una muy querida compañera de la Institución, que nos ha dejado cuando solo tenía cuarenta y siete años. Vendrá a continuación otro homenaje póstumo, el del maestro Dámaso en el Teatro Circo y para relajar la tensión, un musical con Itea Benedicto en el Teatro de la Paz y posteriormente la ofrenda de flores y actuación en la carpa de Visión 6.

Me preguntaba yo estos días atrás que dónde estaría Mas, que no ha aparecido ni por casualidad durante los días posteriores al atentado. Mas es al fin y al cabo el que ha llenado Cataluña de moros para que no hablasen castellano sino catalán y sin prever que en el pecado podía venir incluida la penitencia. Ya lo he dicho en más de una ocasión, dentro de cincuenta años Cataluña pasará a llamarse “Comunidad Autónoma islámica de Cataluña”, que en el caso de la república independiente se denominaría igual, sin que los Puigdemont, Junqueras y Rufianes de turno pudieran evitarlo. Hoy leo en la prensa que los Mossos tenían información de la CIA desde el mes de Mayo de que era posible un atentado en Las Ramblas pero en vez de colocar bolardos y macetones en los accesos y redoblar la presencia policial en la zona, estaban muy entretenidos en formar la guardia en los mil y un actos publicitarios  de Puigdemont y Cía.

No me sorprendió en absoluto  que el Presidente Page abrazara el “Socialcomunismo cristiano”, que es como  un frente popular moderno, que va a misa y que ya tiene antecedentes en el “Partido Comunista del Sagrado Corazón de Jesús” de mi pueblo. Si yo fuera Pepe Bono hubiera aconsejado a mi pupilo con ese proverbio chino que dice “Si no puedes vencer a tu enemigo, únete a él” y eso debió decirle Bono porque eso es lo que ha hecho su discípulo Page sin pensárselo dos veces. Y es que el sillón de Fuensalida bien vale una bajada de pantalones, que no es lo más importante sacar   de la penuria económica a la segunda región más pobre de España sino  asegurarse un futuro sin bajar del coche oficial y ya de paso asegurárselo también a todos los que le rodean, incluida toda la tropa que arrastra su nuevo socio, ese que habla como los curas. El nuevo experimento político de Sánchez e Iglesias, en el que Page es la marioneta de ese guiñol frentepopulista, pasa por aplicar en Toledo las técnicas importadas de Venezuela, de forma que uno tira de la cuerda y Page sube los sueldos a los allegados, suyos y del socio; otro vuelve a tirar y Page expulsa a casi todos los diputados de la oposición para negociar en solitario  los presupuestos con el zorro que le han metido en su gallinero. Page ha permitido convertir la región en una probeta donde Sánchez e Iglesias miden la pócima que cada uno  tiene que echar para convertir España en una república bolivariana. Todo eso por un miserable sillón, vivir para ver.

El ruedo político tampoco está para tirar cohetes. Los catalanes empeñados en irse, los del frente popular empeñados en que se vaya Rajoy y Rajoy empeñado en no irse él y no dejar ir a los otros. Tal nivel y categoría tienen los políticos españoles que, con la que se avecina en Cataluña, la mayor preocupación que tienen sus señorías es la de echar a Rajoy  mientras compiten por ver que parte de la litera ocupa cada uno de sus amos,  Pedro arriba, Pablo abajo o viceversa. Mientras tanto  y a río revuelto en el Congreso ganancia de secesionistas. ¡Ay pena, penita pena!

Hoy se aprueba en el Pleno Municipal- y ya termino- la instalación de una gran bandera de España en la “Punta del Parque”. En el mismo lugar hay una enorme estatua de un  señor gordo, mirando no sé dónde, que parece todo un monumento al capitalismo. Mal haría el alcalde al colocar la bandera al lado de este individuo y asociar la insignia nacional a lo que éste parece representar. ¿Por eso han votado en contra  los de Ganemos?.

Aburrirse en España es imposible.

www.pacodelhoyo.blogspot.com

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Aburrirse en España, imposible

La Opinión | 0 Comments

captcha

Por favor introduce el CAPTCHA

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>